Soluciones creativas

Soluciones creativas: Herramienta de escritura, la ficha de personaje / Alberto Chimal

“En muchas ocasiones, las creadores de historias necesitan precisar diversas detalles acerca de cómo son sus personajes. Sobre todo, el propósito puede ser mantener la consistencia de sus características a todo lo largo de la historia, de manera que resulten más creíbles. Hay herramientas útiles y muy simples para crear descripciones de personajes e historias que luego pueden ser usadas como ayuda a la hora de escribir historias. Una de estas herramientas es la descripción psicosocial del personaje: es una lista que funciona como una especie de entrevista con el personaje en cuestión y que también sirve para resumir sus características más importantes.

Las características del personaje están divididas en tres grupos: las personales y físicas (las relacionadas directamente con su aspecto), las sociológicas (las que tienen que ver con su entorno y sus antecedentes) y las psicológicas (las que se refieren a su modo de pensar). No es necesario contestar absolutamente todas las preguntas. También es posible agregar a la lista cualquier otra característica que resulte relevante en un caso particular.”

Si te interesa la escritura no dudes en echar un vistazo a nuestro nuevo y completo curso Cuaderno de Escritura.

continuar leyendo

Soluciones creativas: Érase una vez… y los procesos internos del niño / Bruno Bettelheim

“Al mismo tiempo que divierte al niño, el cuento de hadas le ayuda a comprenderse y alienta el desarrollo de su personalidad. Le brinda significados a diferentes niveles y enriquece la existencia del niño de tan distintas maneras, que no hay libro que pueda hacer justicia a la gran cantidad y diversidad de contribuciones que dichas historias prestan a la vida del niño.

«Érase una vez», «en un lejano país», «hace más de mil años», «cuando los animales hablaban», «érase una vez un viejo castillo en medio de un enorme frondoso bosque», estos principios sugieren que lo que sigue no pertenece al aquí y al ahora que conocemos. Esta deliberada vaguedad de los principios de los cuentos de hadas simboliza el abandono del mundo concreto de la realidad cotidiana. Viejos castillos, oscuras cuevas, habitaciones cerradas en las que está prohibida la entrada, bosques impenetrables, sugieren que algo oculto nos va a ser revelado, mientras el «hace mucho tiempo» implica que vamos a aprender cosas sobre
acontecimientos de tiempos remotos.

La naturaleza irreal de estas historias es un mecanismo importante, ya que pone de manifiesto que el cuento de hadas no está interesado en una información útil acerca del mundo externo, sino en los procesos internos que tienen lugar en el individuo.”

Si te interesa la escritura no dudes en echar un vistazo a nuestro nuevo curso Cuaderno de Escritura.

continuar leyendo

Soluciones creativas: La hipótesis como motor de la fantasía / Gianni Rodari

“¿Qué pasaría si un hombre se despertase transformado en un inmundo escarabajo? A esta pregunta dio respuesta Franz Kafka en su Metamorfosis. No quiero decir con esto que la obra naciera como respuesta deliberada a esta pregunta, pero su forma es la del desarrollo de la hipótesis hasta sus últimas consecuencias. Dentro de esta hipótesis todo se vuelve lógico y humano, se carga de significados abiertos a toda clase de interpretaciones, el símbolo vive una vida autónoma y son muchas las realidades a las que se adapta.

Esta técnica de las «hipótesis fantásticas» es simplísima. Su fórmula es la de la pregunta: «¿Qué pasaría si…?» Para formular la pregunta se escogen al azar un sujeto y un predicado. Su unión nos dará la hipótesis sobre la que trabajar.”

Si te interesa la escritura no dudes en echar un vistazo a nuestro nuevo curso Cuaderno de Escritura.

continuar leyendo

Soluciones creativas: Olvidar el sexo al escribir / Virginia Woolf

“En cada uno de nosotros presiden dos poderes, uno macho y otro hembra; y en el cerebro del hombre predomina el hombre sobre la mujer y en el cerebro de la mujer predomina la mujer sobre el hombre. El estado de ser normal y confortable es aquel en que los dos viven juntos en armonía, cooperando espiritualmente. Quizá Coleridge se refería a esto cuando dijo que las grandes mentes son andróginas. Cuando se efectúa esta fusión es cuando la mente queda fertilizada por completo y utiliza todas sus facultades. Quizás una mente puramente masculina no pueda crear, pensé, ni tampoco una mente puramente femenina. Coleridge quiso decir quizá que la mente andrógina es sonora y porosa; que transmite la emoción sin obstáculos; que es creadora por naturaleza, incandescente e indivisa. De hecho, uno vuelve a pensar en la mente de Shakespeare como prototipo de mente andrógina.

Debemos acudir a Shakespeare, porque Shakespeare era andrógino, e igualmente lo eran Keats y Sterne, Cowper, Lamb y Coleridge.

Escribía como una mujer, pero como una mujer que ha olvidado que es una mujer, de modo que sus páginas estaban llenas de esta curiosa cualidad sexual que sólo se logra cuando el sexo es inconsciente de sí mismo.”

Si te interesa la escritura no dudes en echar un vistazo a nuestro nuevo curso Cuaderno de Escritura.

continuar leyendo

Soluciones creativas: La insatisfacción del novelista / William Faulkner

“El novelista nunca debe sentirse satisfecho con lo que hace. Lo que se hace nunca es tan bueno como podría ser. Siempre hay que soñar y apuntar más alto de lo que uno puede apuntar. No preocuparse por ser mejor que sus contemporáneos o sus predecesores. Tratar de ser mejor que uno mismo. Un artista es una criatura impulsada por demonios. No sabe por qué ellos lo escogen y generalmente está demasiado ocupado para preguntárselo. Es completamente amoral en el sentido de que será capaz de robar, tomar prestado, mendigar o despojar a cualquiera y a todo el mundo con tal de realizar la obra.”

Si te interesa la escritura no dudes en echar un vistazo a nuestro nuevo curso Cuaderno de Escritura.

continuar leyendo

Soluciones creativas: El humor como compensación / Stanislaw Lem

“Yo, sobre todo, escribía sobre cosas terribles, espantosas, virulentas, así que había que suavizarlo de alguna manera, mejorar el sabor. Lo que me sorprende ahora, por ejemplo, es que cuando leo la literatura joven polaca -la que me mandan a mi casa en paquetes grandes- a los jóvenes escritores de veinte, treinta años, no les encuentro nada de humor. Todo lo que escriben es tan tremendamente serio… Por lo visto, cuando uno es joven siente la necesidad de mostrarse muy serio.”

Si te interesa la escritura no dudes en echar un vistazo a nuestro nuevo curso Cuaderno de Escritura.

continuar leyendo

Soluciones creativas: Servir a la escritura / Jean Rhys

“Escribir es como un gran lago. Hay grandes ríos que alimentan el lago, como Tolstoi y Dostoyevsky. Y hay pequeños arroyuelos, como Jean Rhys. Todo lo que importa es alimentar el lago. Yo no importo. El lago importa. Debemos seguir alimentando al lago”.

Si tú también quieres seguir alimentando el lago echa un vistazo a nuestro nuevo curso Cuaderno de Escritura.

continuar leyendo

Soluciones creativas: La preparación de la novela / Carmen Laforet

“No tengo demasiada preocupación estilística ni me atormenta tampoco el corregir, darle vueltas y más vueltas a las palabras, si es eso lo que quieres decir. Escribo como mejor sé y puedo, claro. Es posible que luego me señalen alguna repetición, un giro, un matiz, o que yo misma me dé cuenta de ello. Entonces, si estoy a tiempo, lo corrijo. Si no, lo dejo. Eso sí, antes de ponerme a escribir una novela me lleva bastante tiempo su preparación. Tomo muchas notas y lleno muchas hojas. Escribo mucho en torno a cada personaje para calarlo mejor, para estudiar sus reacciones, para relacionarlo con los otros y es frecuente que en este trabajo me vaya por caminos insospechados a los que no volveré, por historias que luego no utilizo. Una vez que lo tengo bien visto lo más frecuente es que luego prescinda de muchas cosas. Entonces, sí, escribo ya rápidamente.”

Si te interesa la escritura, no dudes en echar un vistazo a nuestro nuevo curso Cuaderno de Escritura.

 

continuar leyendo

Soluciones creativas: Al escritor no se le puede dar prisa / Natalie Goldberg

natalie-blue-rakusu-e1437256909147-466x372“Si queremos escribir, no es malo que seamos un poco tontos. Dentro de nosotros existe una persona a la cual no se le puede dar prisa, una persona que necesita tiempo y nos impide entregarlo todo. Esta persona necesita un sitio a donde ir, y nos obliga a mirar fijamente los charcos bajo la lluvia, casi siempre sin sombrero, y a sentir las gotas que caen sobre la cabeza.”

Si te interesa escribir, no dudes en echar un vistazo a nuestro nuevo curso Cuaderno de Escritura.

continuar leyendo

Soluciones creativas: No imites, crea / Ray Bradbury

“En general uno tropieza con la cosa. No sabe qué está haciendo y de pronto está hecho. No se propone reformar cierta clase de literatura. Es un desarrollo de la vida propia y los miedos nocturnos. De repente mira alrededor y ve que ha hecho algo casi nuevo.

El problema para cualquier escritor de cualquier campo es quedar circunscrito por lo que se ha hecho antes o lo que se imprime día a día en libros y revistas. Yo crecí leyendo y amando las tradicionales historias de fantasmas de Dickens, Lovecraft, Poe, y más tarde Kuttner, Bloch y Clark Ashton Smith. Intentaba escribir historias fuertemente influidas por varios de esos escritores y lograba confeccionar pasteles de barro de cuatro capas, todos lenguaje y estilo, que negándose a flotar se hundían sin dejar rastro. Era demasiado joven para identificar el problema; estaba demasiado ocupado imitando.

Entré casi a tumbos en mi identidad creativa durante el último año de la secundaria, cuando escribí una especie de larga reminiscencia del hondo barranco de mi pueblo natal, y del miedo que me daba de noche. Pero no tenía ninguna historia que se adecuara al barranco, por lo que el descubrimiento de la verdadera fuente de mi futura obra se retrasó un tiempo.”

Si te interesa la escritura no dudes en echar un vistazo a nuestro nuevo curso Cuaderno de Escritura.

continuar leyendo